Comparte con tus amigos

Cinco de los hombres más ricos del país son los principales beneficiarios de la construcción del  nuevo aeropuerto de la Ciudad de México, noticia que causa revuelo en algunas redes, la gente se pregunta con sobrada razón el por qué se les favoreció,  y les sobra razón, faltaba más, todos tenemos la razón y el derecho de preguntar y preguntarnos a nosotros mismos cualquier cosa, dicen los que hacen pública esta denuncia  ¿Cómo es posible que le asignen obra a estos personajes tan ricos y poderosos? Y yo me pregunto, también me sobra razón cuando me pregunto algo ¿Por qué no le pueden dar un contrato de este tamaño a un personaje que no sea rico y famoso? Y la respuesta es obvia, no se necesita mucha ciencia para entenderlo, un contrato  de este tamaño solo lo puede absorber  un hombre de negocios que tenga los recursos para entrarle al proyecto.

Me causa risa  y me causa asombro la frivolidad con que se trata el tema, ¿a quién más que a un personaje de su riqueza le podrían otorgar un contrato de ese tamaño?  Ni a usted ni a mí, a menos que usted tenga una o varias cuentas millonarias en dólares.

Por otro lado la publicitada nota dice que en el proceso de contratación no hubo licitación alguna, dice que lo dice Forbes pero no cita ninguna fuente y eso despierta mi sospechosismo natural, ¿Cómo saben que no hubo licitación, no lo sé,  ni usted lo sabe pero como lo dijo Forbes habrá algún incauto o algún interesado en derrumbar la obra de infraestructura más importante de muchos años y décadas porque le parece que los ricos no deben ser más ricos de lo que son, que el ser rico es ser corrupto, solo se puede ser rico con una fortuna mal habida, no hay de otra.

La medida de la corrupción en nuestro país y en otros países como el nuestro la da el nivel de percepción que tiene el público del fenómeno llamado corrupción, más del 80 por ciento de las personas piensan que México es un país corrupto  y probablemente tengan razón, sin embargo es necesario señalar que la corrupción es un fenómeno que se da en la clandestinidad y difícilmente podemos decir el tamaño del mismo sin caer en especulaciones.

Por otra parte, me entero que este fin de semana en la supuesta consulta sobre la continuidad del NAIM hubo más irregularidades que en una  elección del sindicato de Pemex o de la CNTE y supongo que como estas irregularidades también se cuecen en la clandestinidad, estoy especulando y muy probablemente no tenga razón, lo que si me queda claro es que el resultado de la famosa encuesta, daña al país, las finanzas del país son víctimas de un ejército de iletrados e ignorantes que no saben en donde está Texcoco y tampoco donde esta Santa Lucía, que desconocen cuantos años cumple la desaparición del inexistente lago que defienden y sobre todo, no saben cuánto le puede costar a la nación, a su familia y a miles de familias que van a  perder la posibilidad de obtener empleos bien remunerados, algo así como cuatrocientos cincuenta mil, a los que si le va a ir muy bien es al futuro Secretario de Comunicaciones y transportes que funge como “adlátere” del más favorito de los constructores de la jefatura de gobierno de quien va a gobernar este país a partir del día primero de diciembre.

 

Por: Alfonso Díaz Ordaz Baillères

29 de octubre de 2018

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.