Comparte con tus amigos

Diría el “filósofo” de Güemes: “Esto no se acaba, hasta que se acaba”. Y vaya que es real.

Y totalmente cierto.

Porque a pesar de tener su constancia de mayoría, alcaldes y diputados locales del Movimiento de Regeneración Nacional –MORENA- están a un paso de que su triunfo sea anulado por rebasar el tope de gasto de campaña, reveló el Instituto Nacional Elector –INE-

Panorama dantesco el que están por vivir, y enfrentar, los abanderados morenistas de la entidad, pues 207 candidatos estatales rebasaron topes de campaña durante los comicios del pasado domingo 6 de junio.

Como es el caso de José Antonio López Ruiz, que ganó el Distrito 20 de Puebla Capital.

Por cierto, el “delfín” del gobernador Miguel Barbosa Huerta, saltó de la subsecretaría de Vivienda de la Secretaría de Bienestar a la arena electoral.

Sin olvidar, fue uno de los operadores electorales de Rafael Moreno Valle.

Y en la reciente jornada electoral enfrentó a Soraya Córdova, integrante de la organización Antorcha Campesina, quien no se cansó de denunciar el gasto millonario de Toño López en las colonias del sur.

PARA VARIAR… PUEBLA 1er LUGAR NACIONAL EN REBASE TOPES DE CAMPAÑA

En el dictamen del INE se asienta: El Estado de Puebla tiene la primera posición con 207 candidatos de MORENA que superaron los topes de campaña: 196 abanderados a Presidente Municipal y 11 a una diputación al Congreso del Estado.

Lo que representa el 76.95 por ciento del total de 217 ayuntamientos y 26 diputaciones locales.

Porcentaje que no tiene precedente en el comparativo electoral con Hidalgo con 10 casos de rebase de gastos a diputaciones locales; y Tlaxcala con 7, dos a legislador, tres a edil y dos a presidencia de comunidad.

Hechos que llevan al cuestionamiento:

¿Quién, quiénes, son los responsables de la hecatombe que están por sufrir los electos ediles y legisladores de MORENA?

¿La dirigencia estatal?

¿El contador de cada candidato?

¿O de las y los abanderados?

Porque no se entiende, ni se explica, que hayan ignorado los casos de Guerrero y Michoacán, a cuyos aspirantes morenistas les fue cancelada candidatura al gobierno por haber rebasado los topes de gastos de precampaña.

Resolutivo del INE que levantó gran polémica y que llevó a intervención del titular del Ejecutivo Federal, Andrés Manuel López Obrador, denostando acremente al responsable del órgano electoral, Lorenzo Córdova.

Y cuyo resolutivo final fue ratificado por el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, por lo que Félix Salgado y Raúl Morón quedaron fuera de las candidaturas al gobierno de Guerrero y Michoacán, respectivamente.

Aunque, el caso Guerrero pasará la historia político-electoral del País, pues bajaron a un Toro, para que entrara una Torita.

Así, los guerrerenses serán mandatados por la familia Salgado con Evelyn Salgado, hija de Félix Salgado.

No cabe duda cuánta razón tiene el “filósofo” de Güemes… “Esto no sucede, hasta que sucede”.

-Porque-, sin experiencia alguna en la administración estatal ni municipal, haber ocupado un cargo de primer nivel, –La Torita– Evelyn Salgado “gobernará” un Estado copado por los cárteles del narcotráfico, con ancestral pobreza extrema y con el Puerto de Acapulco, que es su sostén de ingresos por el turismo.

Y cuyo poder estará centrado en –EL Toro– Félix Salgado.

Retomando el tema de rebase de gastos, las y los alcaldes y diputados electos que superaron topes de campaña, están a la espera del dictamen que tomará hoy el Consejo General del INE.

Ahí sellarán su eventual estancia al Congreso del Estado y/o alcaldía.

Claro, determinación que llegará al Instituto Electoral del Estado y cuya parada final será en el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación.

¿Se anula triunfo de los diputados y ediles electos?

¿O salvarán la aduana de rebase de gastos?

Al tiempo.

Por: Gerardo Pérez García

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.