¿Deveras está AMLO en contra del neoliberalismo?

Un mundo mejor es posible

En la “mañaneras”, hemos escuchado de parte del presidente – usted no me dejará mentir – un sinnúmero de veces duras en contra del neoliberalismo, “no somos iguales” lo ha dicho muchas veces; por ahí un “doctor” con JLD una vez por semana realiza el erudito trabajo de contarle las palabras que más repite y López-Dóriga se solaza y relame los blancos bigotes y barba complacido por el “reporte” del sabio, del cuál me disculparán por no retener su nombre, pero sabemos todos que es así.

Bien, queda claro que AMLO se desmarca por completo casi con horror del neoliberalismo, pero yo sostengo contra quienes califican a su gobierno como de izquierda, que su gobierno es marcadamente neoliberal, y no de izquierda como nos lo quieren vender. Veamos qué es el neoliberalismo.

Desde la conferencia de Bretton Woods en el mes de Junio de 1944, se impuso el dólar como moneda de cambio para todas las transacciones internacionales, más claro: si un país quería participar en el comercio mundial, se tenía que afiliar al FMT Fondo Monetario Internacional y al Banco Mundial BM,  la moneda para realizar todas las transacciones era obligadamente el U.S. Dólar o en su defecto si no se disponía de la moneda, se compraba con oro a razón de $ US 35/Onza; si se necesitaban créditos se podían obtener en el FMI o en el BM dependiendo del uso que se les fuera a dar, el socio mayoritario decidía y sigue decidiendo a qué país se le daba crédito y a cuál no, obvio ese socio es EUA. De manera que todos los países tenían que disponer de dólares o de oro para sus transacciones o tenían que endeudarse con esos organismos financieros a la tasa de interés que estos manejaban.

Con este sistema, como era de esperarse EUA se enriqueció de manera obscena a costillas del resto de mundo, ya que mientras ellos disponían de la maquinita para imprimir dólares, el resto del mundo se los tenía que comprar a ellos hasta que “se cansaron” del tipo de cambio que se había fijado, rompiendo unilateralmente el acuerdo que ellos mismo habían impuesto y se negaron a seguir vendiendo a $ 35/Onza. Dejaron que el oro tomara el valor que le impusiera el mercado a través de la oferta y la demanda. Esto sucedió el 15 de agosto de 1971, veintisiete años después de que habían impuesto ellos mismos el compromiso y de que sus reservas de oro como es de imaginarse, estaban por las nubes o bien habían impreso tal cantidad de dólares que ya no tenían oro con qué respaldarlo.

Estas políticas con las que operaban el FMI y el BM fueron resumidas en 1989 por el economista inglés John Williamson con el fin de “orientar a los países en desarrollo, para resolver sus crisis económicas en las que estaban inmersos”. No son de su autoría, solamente resumían las “directrices” que esos organismos imponían a sus clientes los países en desarrollo. Se ha llegado al consenso de que la política neoliberal se ajusta a ese decálogo que es como sigue:

  1. Disciplina fiscal:No se puede negar que el gobierno de AMLO mantiene una rígida disciplina fiscal, con un control estricto de la inflación.
  2. Reordenación de las prioridades del gasto público:Están muy claramente definidas las prioridades del gasto público.
  3. Reforma tributaria:Si bien no se han aumentado los impuestos, si se han derogado leyes tendientes a mejorar la recaudación fiscal y se mantiene el régimen de los gobiernos neoliberales.
  4. Liberalización de las tasas de interés:En este punto los bancos como todos sabemos se despachan con la cuchara grande. Las tasas de interés son cercanas al agio además de un alud de comisiones y gastos a su antojo.
  5. Tipo de cambiomarcado, también, por el mercado.
  6. Liberalización del comercio:Baste recordar como se celebró la firma del T-MEC que no tiene nada de libra y está conforme a todas las condiciones que impusieron EUA y Canadá, México dócilmente aceptó todas las condiciones.
  7. Liberalización de la inversión extranjera directa:AMLO no ha hecho más que presumir la inversión extranjera:
  8. Privatización:Si bien es cierto que no ha habido privatizaciones, se han mantenido intactas todas las que habían hecho los gobiernos neoliberales tan criticados de palabra pero respetadas en los hechos.
  9. Desregulación:Se consideró una manera de fomentar la competencia en América  Latina, ya que era donde se encontraban las economías más reguladas del mundo. Intacto en el gobierno de AMLO.
  10. Derechos de propiedad:En una región donde los derechos de propiedad eran muy inseguros, se optó por implantar derechos garantizados como en EEUU.

No diremos que la política del gobierno se ajusta en un 100% a los dictados del Consenso de Washington, pero si que tiene una muy grande coincidencia salvo su mejor opinión, LA POLITICA DE GOBIERNO DE AMLO ES DE CORTE BÁSICMENTE NEOLIBERAL, en el mejor de los casos se acerca más al sistema que tanto critica que es de derecha, que a un gobierno de izquierda que la prensa nos quiere vender.

Si realmente queremos un gobierno de izquierda tendrían que darse como mínimo los cambios que comentaremos en nuestro próximo artículo.

Por: Enrique M. Díaz Sánchez

07/Ene/2020